Huaicos dejan angustia y pena en San Gregorio de Camaná

Alcalde de Camaná llevó ayuda a los más necesitados.
"Un milagro del Señor hizo que mi familia y yo sigamos con vida”", expresó entre lágrimas Catalina Carazas Arias, pobladora del anexo de Socso del distrito de Nicolás de Piérola (San Gregorio). Preocupada, la mujer contó cómo los huaicos destruyeron terrenos de cultivo, viviendas y mataron a gran cantidad de animales. "Lo perdimos todo"”, agregó.


Al igual que ella, otras 70 familias de los sectores de Sonay y Pillistay fueron afectadas por los derrumbes ocurridos en los últimos días debido a las intensas lluvias.

 El alcalde de Camaná, Jamil Vásquez Zúñiga, y el gerente de Promoción Humano de la municipalidad de dicha provincia, Olger Mainas, ayer acudieron a las zonas más dañadas para entregar ayuda. Los damnificados recibieron frazadas, agua potable y alimentos, y solicitaron apoyo para poder salir adelante.

Los agricultores contaron que los huaicos arrasaron los terrenos que habían alquilado y dejaron grandes rocas en los cultivos.

"“Perdí 10 topos de arrozales, mi casa y mis animalitos”", narró Vicente Canazas, preocupado por la furia de la naturaleza. Por su parte, el presidente de la Comisión de Regantes de Sonay, Andrés Ancassi Montes, sollozando, pidió el apoyo de la gobernadora Yamila Osorio. “Que envíe combustible, maquinaria, carpas, como lo viene realizando en otros pueblos”, dijo.

Comentarios