400 agentes intervienen en campamentos mineros informales en Camaná y Caravelí

Mineros en la mira. Ayer, 400 efectivos de la Policía Nacional del Perú realizaron un operativo sorpresa a los campamentos mineros informales de las provincias de Camaná y Caravelí.
Los agentes, liderados por el jefe de la III Región Policial, general PNP Enrique Blanco Ridoutt, arribaron a Camaná a las 10:30 horas del domingo, y se concentraron en la comandancia de la avenida Mariscal Castilla. Allí, Blanco Ridoutt se reunió con el coronel de la provincia, PNP René Espinoza Cervantes, para coordinar el plan de acción.


Al día siguiente, lunes, el contingente policial provisto de chalecos, cascos, protectores y escudos, se dividió en dos grupos. El primero marchó hacia Secocha y el segundo hacia Caravelí. La misión era una sola: ponerle fin a los campamentos mineros informales que no regularizaron su situación ante el Ministerio de Energía y Minas.

Para el traslado, la PNP utilizó 50 camionetas 4x4. Además, fueron acompañados por ambulancias equipadas y personal médico para socorrer a los heridos en caso de ocurrir enfrentamientos.

A media mañana, Blanco Ridoutt y su séquito de policías llegó hasta Secocha, donde trabajan al menos 5 mil mineros informales. Una delegación de este gremio se reunió allí con el alcalde del distrito de Urasqui, Miguel Lava, para pedir tolerancia a la PNP.

“Señor general, usted es una persona comprensible, conoce lo que es sufrimiento, no destruya los campamentos. Todos somos padres de familia y queremos un mejor por venir a nuestros hijos y de mucha gente que damos trabajo”, pidió un minero.

Blanco Ridoutt accedió a la petición y les otorgó solo dos días de plazo para iniciar los trámites de formalización.

Además, el general escuchó el pedido de la población. En nombre de todos ellos, el edil Miguel Lava pidió mayor control policial en la zona, además de una garita de control en el sector de Santa Rita, a fin de disminuir los robos, asaltos, distribución y consumo de drogas, contrabando de combustible, explosivos, etc.

En Cavelí, la PNP llegó hasta los sectores de Atico, Chala, Iquipi y Acari, donde también existe un gran número de personas que se dedica a la extracción informal de minerales. Los trabajos se realizaron en orden y también hubo tolerancia. Además, los agentes aprovecharon para hacer operativos de requisitorias, contrabando, etc.

Comentarios